ClienteOnline_Martes20mayo

Quieres abrir tu negocio online y no sabes por dónde empezar. Hay tanto que atender y tantos frentes que te parecen de máxima prioridad en cuanto a diseño, preparación, optimización, que terminas sintiéndote sobrepasado por los acontecimientos, y no sabes cuál debe ser el primer paso. Vamos a suponer que el centro de tu negocio sí lo tienes dominado, pero al pasar al mundo online necesitas una pequeña guía con lo que más te va a facilitar la vida.

Tu página debe ser rápida, ligera y de uso intuitivo y sencillo

Empezamos por algo que no es lo más sencillo, pero sí de lo más importante. El cliente que compra vía Internet es impaciente, y por cada segundo que tarde en llegar a lo que está buscando, aumentan las probabilidades de que abandone el carrito de la compra. Por eso es crucial que tu página cargue en el menor tiempo posible, que minimices los pasos para completar una compra, y que no compliques la vida del cliente.

Debes ser visible allí donde está tu cliente

Optimizar tus contenidos y tu tienda online de acuerdo al SEO es buena idea, pero debe ser una estrategia centrada. El SEO solo funciona cuando tienes objetivos claros, y cuando lo aplicas a contenidos de calidad, o a una estructura web bien diseñada y “amigable” con los buscadores: si lo haces bien, estarás allí cuando tus clientes busquen tus servicios.

En las redes sociales pasa algo parecido, pero solo en apariencia: no hace falta optimizar SEO (lógicamente), pero debes plantearte seriamente dónde está tu audiencia. Posiblemente si tu producto es moda o complementos, Pinterest sea mejor idea que LinkedIn, o incluso que Twitter; si tu producto es gastronómico, posiblemente Instagram sea tu lugar predilecto. Es cuestión de estar allí donde está tu potencial audiencia.

La regla 80/20 para tus canales sociales

Enfoquémoslo de esta forma: si te pasas el día actualizando tu estado con tus productos, tus servicios, tus grandes virtudes… no podrás conectar con nadie. Serás un canal de publicidad más, y no tendrás credibilidad, y menos engagement, todavía.

Por eso, lo más productivo es planificar el 80% de tu presencia social con temas de la “industria”, de tu sector, pero no sobre tus productos o tu negocio, expresamente. En el balance está la clave, y por eso ese 80/20 es orientativo.

Hazlo amigable con los móviles

El año pasado no solo fue un año histórico por la cantidad de accesos desde tablets y smartphones a las tiendas online, sino que de esos accesos, muchos se convirtieron en ventas. Y en 2015 asistimos al impulso definitivo del e-commerce en móviles gracias a las nuevas políticas de Google, que benefician a los sitios web preparados para móviles frente a los que no son “responsive” (entre otras cosas). Así que plantéate como estrategia ganadora preparar tu sitio a la perfección para navegar desde un dispositivo móvil.


Tags: