Ir de compras por Internet más que una moda podemos afirmar que es un hábito. De hecho, en los últimos cinco años, ha habido un auténtico boom, en el que los artículos de moda en el transporte de e-commerce se han multiplicado hasta convertirse para nosotros  en el 20% de todo nuestro movimiento en este segmento de mercado.

Desde SUITEBLANCO (empresa textil de referencia en España)  nos confirmaban esta tendencia, contándonos que “el motivo principal de que Blanco potencie su sistema de venta online es que debemos estar allí donde estén nuestros clientes, y claramente observamos que había mucho potencial en el mundo online”

¿Cómo son estos clientes? ¿Cuáles son sus perfiles y comportamientos de compra en Internet? Es aquí donde entran en escena los e-Fashions consumers o compradores de moda online (textil, calzado, complementos…), un nuevo tipo de consumidor que usa la red no solo para comprar sino también para observar, compartir y recomendar.

Según un reciente estudio, este nuevo consumidor “destaca por ser un usuario entre 25 y 35 años, experto en moda e implicado en el sector, que busca tendencias, opina, conoce, comparte y es líder de opinión”. En el caso de SUITEBLANCO, el perfil de sus compradores de e-commerce coincide pues se trata de mujeres de entre 24 y 40 años.

“Es un consumidor que compra con gran asiduidad en el resto de canales y emplea Internet como un medio complementario”, también sostiene el citado estudio. Además, se apunta a que la mujer (un 64%) sigue siendo la gran prescriptora en Internet. Una mujer que hace que los vestidos sean la categoría más vendida de la tienda online de SUITEBLANCO aunque, por supuesto y excepcionalmente, hay productos estacionales como los bikinis que en el mes de mayo han superado la venta de vestidos.

Pero, ¿qué es lo que pueden esperar los e-Fashions del Pret a Porter? A continuación, resumimos algunas tendencias que las de tiendas de moda como SUITEBLANCO ofrecen a sus consumidores:

  •  Multicanalidad. El mercado muta hacia la multicanalidad, esto es, es necesario la creación de estrategias integrales y complementarias de venta online y offline.  Uno de estos ejemplos, es la influencia del “efecto ROPO” en los e-commerce que ya mencionamos en el blog con anterioridad.
  • Flexibilidad. Debemos volcar nuestros esfuerzos en lograr una alta flexibilidad y herramientas de integración con los clientes.
  • Sistemas de pago cada vez más seguros.
  •  Fidelización. Fomentar las ventajas de la compra online como la comodidad y ahorro de tiempo, aprovecharse del “cuponeo”, outlets y  ofertas especiales para las compras por Internet que no se ofrecen en la tienda.
  • Poder seguir su pedido online a través de la página web.
  • Facilidad con un sistema de entrega eficaz que dé la opción de elegir la fecha a través de la web, con una metodología de hasta tres intentos de entrega en distintos horarios, y que se le avise a través de un mail o sms de cuándo va a recibir su pedido. Y, si no va a estar en casa, dar la opción de recogerlo en una de las tiendas de proximidad. En cuanto a las devoluciones, desde Blanco nos comentan que  “existe la opción de devolución a través de cualquiera de nuestras tiendas o bien haciendo un envío al almacén si alguien no dispone de tienda SUITEBLANCO en su localidad”.
  • Sociabilidad. Los e-Fashions consumers son perfiles activos de Internet, que siguen de cerca la moda y participan activamente en entornos digitales (blogs y perfiles sociales), espacios idóneos para la recomendación social. El social commerce introduce ventajas y convierte el proceso de compra en algo natural inmerso en los canales y conversaciones diarios de los usuarios que hay que tener en cuenta.

Si eres E-fashion cuéntanos, ¿qué esperas tú de la compra online?


Tags: