Compra-por-el-movil Lo llevamos viendo desde hace unos meses, Internet se está volviendo cada vez más “móvil”. La revolución de los smartphones y las tablets ha transformado la manera en la que accedemos a la red y sus servicios.

Las empresas que ofertan sus productos y experiencias en Internet lo han sabido ver y están realizando todo tipo de acciones y desarrollo de aplicaciones para adaptarse al nuevo entorno mobile. Independientemente de cuál sea su core bussines, es un imperativo estar allí donde están los potenciales consumidores.

En España esta tendencia ha calado especialmente hondo en los usuarios, ya que se sitúa líder en el uso de smartphones, con un 66% de penetración en la población,  por delante de países como Alemania, Francia o Italia, según el informe Spain Digital Future in Focus de comScore.

Comprar a través de los dispositivos móviles supone ya el 27% de las transacciones totales que se realizan con este método, según el informe de IMRG y Capgemini en 2013. El resto del porcentaje responde a consultas de redes sociales y búsquedas de información.

Como siempre, cuando aparece alguna nueva tecnología o método revolucionario, existen barreras que frenan a los consumidores a utilizarlas. En el caso de las compras móviles, la seguridad de las transacciones bancarias es uno de los puntos que más preocupa a los usuarios. Para vencer estos miedos muchas empresas han desarrollado aplicaciones ad hoc para estos dispositivos que, además, resultan mucho más cómodas para los navegantes.

Con estas mejoras se ha conseguido que la búsqueda y compra de productos en las versiones mobile de las tiendas online crezca poco a poco. Por ello, los empresarios deben entender la necesidad de contar con este tipo de optimizaciones adaptadas a las necesidades del mercado, ya que de lo contrario los usuarios acudirán a la competencia, y probablemente, para no volver.


Tags: