sales

La campaña de Navidad de este año está suponiendo una auténtica demostración de fuerza para el comercio electrónico. Su primera prueba de fuego, el Black Friday, la pasó con nota: durante esos días las ventas a través del canal online aumentaron más de un 100%. Y según Adigital (la Asociación Española de Economía Digital), en estos días festivos se habrán cerrado el 20% de las ventas a través de esta vía, un 10% más que el año pasado.

En dos días se dará el pistoletazo de salida a la segunda etapa más importante de esta campaña: las rebajas de enero. Además, este año han empezado antes y serán más intensas. Según Acotex, habrá “descuentos más agresivos” que partirán desde el 50% los primeros días y podrán alcanzar el 70% en las llamadas ‘segundas rebajas’.

Aunque oficialmente comienzan el día 7 de enero, en algunas comunidades muchos comercios y cadenas se han adelantado ya a esta fecha para poder vender más antes de Reyes. El 20% de los consumidores afirma que este año gastará más que el pasado en sus regalos para el día 6 de enero.

Según un estudio de Showroomprivé difundido ayer, el 27,5% de los encuestados gastará entre 200 y 300 euros y un 24% hará regalos por importes superiores a los 500. La Confederación Española del Comercio calcula un gasto medio de entre 70 y 85 euros por persona, superior al realizado en 2015.

¿Cómo beneficiarse de esta tendencia nuestra tienda online?

Es el momento ideal para atraer a nuevos clientes, atraídos por los precios exclusivos, podrán descubrir la gama de productos que quizá le interesen también en un futuro. Para ello debemos realizar alguna inversión en herramientas que nos ayuden a redirigir a estos consumidores. A través del SEM (poner en circulación una campaña de Google Adwords) para atraer a los que realicen búsquedas sobre los productos que vendemos; también hay que aprovechar la influencia y capacidad de las redes sociales, ya sea por medio de concursos, imágenes impactantes o vídeos promocionales; además de campañas publicitarias (Facebook Ads, Twitter Ads, publicidad en LinkedIn, dependiendo de dónde se encuentren nuestros clientes potenciales) o realizando patrocinios de espacios donde sepamos que acude nuestro target.

Cuando ya hemos conseguido que entren en nuestro e-commerce, debemos ser capaces de retenerlos hasta que realicen una compra, y ésta debe ser lo más alta posible. Para ello podemos poner en marcha promociones como los clásicos “dos por uno” o “tres por dos”. Con este tipo de medidas conseguiremos aumentar la media del gasto por cada cliente.

Estamos en una de las épocas del año más importantes para el comercio, y también para el e-commerce, así que saber aprovecharla será fundamental para conseguir los objetivos económicos marcados.


Tags: